REVOLUCIÓN (1985). Al Pacino en la Independencia de los Estados Unidos.

revolución
Revolución recrea la reconstrucción de los hechos revolucionarios de la Independencia norteamericana desde el verano de 1776 hasta la sangrienta victoria de 1781 en Yorktown. Y lo hace a través de las desventuras de un trampero analfabeto. Tom Dobb (Al Pacino), un huérfano de Glasgow, que fue trasladado de niño a las colonias de ultramar y vendido a un londinense que comerciaba con los mohicanos. Con el tiempo, Tom de convertirá en cazador y traficante de pieles, hasta que unas fiebres acaban con la vida de su esposa y tres de sus hijos; el cuarto y único superviviente, se verá obligado a enrolarse en el ejército.

Así, Tom se encuentra metido en una guerra entre el Ejército británico y los colonos americanos, que no tiene ningún sentido para él. Y su postura individualista se verá pronto acrecentada por su lucha personal contra el sargento inglés Peasy, que ha torturado a su hijo. Por otra parte, conoce a Daisy, hija de un rico comerciante de Nueva York, quien ayuda a los dos bandos y no desea tomar partido hasta el final de la guerra. Daisy es una revolucionaria convencida que se reencontrarán en el caos del histórico Día de la Victoria. Esta derrota supuso la mayor derrota de la Gran Bretaña en los tiempos modernos y al nacimiento de una nación que se convertirá en la más poderosa del mundo contemporáneo.


revolución

La cinta contiene una impresionante evolución histórica de la Independencia norteamericana, no tanto centrada en el rigor de los hechos de la Revolución de EEUU, como en la captación del ambiente de la época y las motivaciones del pueblo llano en aquella guerra. Hudson ofrece un retrato psicológico de unas gentes que lucharon por la libertad y su identidad como nación, aunque también se advierte una voluntad de expresión de carácter pacifista.

El director muestra una cuidadosa puesta en escena, quizá algo efectista plásticamente, como por ejemplo el empleo de las brumas, abuso del primer plano o cámara ambulante; si bien es cierto que también incide en el estilo documental, sobre todo en las tomas en vivo de las batallas, reconstruidas con enorme realismo, por otra parte. La ambientación, el vestuario y la creación de tipos logar dar el clima de la revolución, con espléndidos escenarios naturales ingleses.

Si bien en el aspecto técnico y estético, Revolución no merece reproche alguno, sí debe hacerse en cuanto que incide en exceso en las vidas personales, en detrimento de la historia, pues Hudson realiza un film bastante ambiguo ideológicamente hablando, aunque para ser del todo justos, los grupos minoritarios como los negros adquieren bastante protagonismo. Así, en la cinta los hombres de George Washington eran voluntarios mal equipados, peor uniformados y de escasa instrucción militar. Además, su procedencia era muy diversa: granjeros, oficinistas, tramperos o contrabandistas. No obstante, al final pudieron con las tropas británicas, que practicaban la guerra al estilo europeo, como se declara en esta frase de un capitán inglés (Donald Sutherland): -"Se esconden detrás de los árboles, disparan un tiro y retroceden. ¡Qué manera tan desleal de hacer la guerra!".


revolución

Rodada en el período más conservador del Gobierno británico de Margaret Thatcher, en un momento de profunda crisis, tanto económica, como política, y producida por Irvin Winkler (Rocky), esta ambiciosa y fallida coproducción anglo-noruega fue un auténtico fracaso en taquilla y fue vapuleada por la crítica, resultando nominada a los Premios Razzie al peor actor (Al Pacino), al peor director, a la peor música de John Corigliano, quizá por su composición con elementos de la música clásica de la época de los hechos y otros más modernos; hecho que le supuso su alejamiento del cine definitivamente, y a la peor película. El estreno precipitado del film tuvo como consecuencia un montaje irregular que no era del agrado ni del propio director. En esos años el cine europeo estaba monopolizado por el norteamericano, en una época donde las pantallas comerciales estaban dominada por los films de aventuras de Sylvester Stallone, Chuck Norris y Arnold Schwarzenegger. La aparición, por tanto, de esta fría y algo desangelada Revolución no encontró la coyuntura más favorable para el éxito.

Hugh Hudson, (Londres, 1936) es una de las revelaciones del cine británico contemporáneo que comenzó trabajando en publicidad y televisión. Con su primer largometraje en el cine, "Carros de fuego (1981)" obtuvo nada más y nada menos que cuatro Oscar: mejor película, banda original, firmada por Vangelis, diseño de vestuario y mejor guión original con la historia de dos atletas, un judío víctima del antisemitismo y, el otro cristiano profundamente creyente, que corrieron en los Juegos Olímpicos de 1924 en París.


revolución

Título original: Revolution.

Director: Hugh Hudson.

Intérpretes: Al Pacino, Nastassja Kinski, Donald Sutherland, Joan Plowright, Dave King, Steven Berkoff, John Wells.

Trailer:


Reseña escrita por Marilyn Rodríguez


SUSCRIBETE

Comparte este artículo

Otros artículos de interés

NOS MENCIONAN EN ANTENA 3

FINALISTAS EN LOS PREMIOS 20BLOGS 2.015

FINALISTAS EN LOS PREMIOS 20BLOGS 2.014

FINALISTAS EN LOS PREMIOS BITÁCORAS 2.012

SÍGUENOS EN FEEDLY

follow us in feedly

AVISO LEGAL

Licencia Creative Commons
Las mejores películas de la historia del cine por Jesús Fariña se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.
back to top